Vuelta al Mundo

Encuentran cadáver en descomposición de una mujer de 44 que todos olvidaron

Whatsapp_Ecatepec

Nadie sabe responder quién era la vecina del primero E. Los vecinos de las 30 viviendas del número 10 de la calle Lugo de Vigo, paralela al bullicioso bulevar de Príncipe que atraviesa el centro de la ciudad, se preguntaban este martes por la mañana cómo la mujer, de unos 44 años, había pasado desapercibida para todos hasta que los bomberos encontraron su cadáver. Llevaba muerta varias semanas.

A la espera del dictamen de los forenses, se cree que falleció por causas naturales. Y sola. Nadie la conocía. Ninguno de sus vecinos ha podido hacer una somera descripción de su físico porque no la habían visto nunca, ni sabían cómo se llamaba. Solo preguntaron por la mujer cuando llegaron el camión de los bomberos, varias patrullas de la Policía y un coche fúnebre que aparcó en la acera.

XD

“Llevo 20 años fregando las escaleras de este edificio y nunca la había visto”, dice la mujer encargada de la limpieza. “Era una auténtica desconocida en este vecindario y hay mucha gente viviendo aquí, ¡cinco pisos por planta!”, exclama. La mujer está haciendo horas extra este jueves por la tarde, atendiendo la llamada del administrador: “Me ha pedido que intente sacar el mal olor con productos más fuertes y estoy en ello”.

Fue, precisamente, el olor lo que llevó a descubrir a la mujer olvidada. Hace dos semanas, los vecinos se toparon con unos anuncios en el ascensor. En ellos, la directiva de la comunidad les informaba de que un equipo de control de plagas iba a emplear productos químicos y advertía de que tuviesen precaución con los niños y las mascotas. La medida tan drástica se tomó después de que varios propietarios se quejasen de que había muchas moscas, incluso bichos extraños en las escaleras, además de muy mal olor.

Te recomendamos  Cliente de banco mata a presunto asaltante en CDMX

“Los operarios dieron la voz de alarma al encontrar insectos que no encajaban en aquel lugar y fue entonces cuando la directiva decidió llamar a la Policía”, cuenta Leyre, una vecina del edificio. “Estoy muy impresionada pensando que una mujer tan joven ha muerto en la más absoluta soledad”, se lamenta. “¿Cómo es posible? Nadie preguntó por ella, no la echaron en falta en el trabajo, ni un familiar, un amigo, el panadero. No lo comprendo, si vivía en un barrio y en una casa nueva rodeada de gente…”, lamenta la vecina. “Es todo muy triste y a la vez misterioso, ¿no te parece?”.

Con una orden judicial, varios agentes de la Policía Nacional inspeccionaron la vivienda y no hallaron signos de violencia. Esperan confirmar la identidad de la mujer gracias a la documentación que encontraron en el piso, unos datos que serán cotejados con el análisis de huellas dactilares y la causa y la fecha de la muerte que revelará la autopsia.

Los primeros indicios apuntan a que la mujer llevaba muerta “bastantes semanas”, según apuntan fuentes policiales, que tras una rápida investigación han logrado localizar a una familiar de la fallecida. Un juzgado de instrucción de Vigo ha abierto diligencias sobre el caso aunque todo apunta a que será cerrado como una muerte más en soledad. Otra de las decenas que se registran en España cada año.

Facebook Comments
To Top
X