En uno de los barrios donde vive la gente más adinerada de Bristol, en Inglaterra, los vecinos están proponiendo una medida polémica para evitar que las aves se paren en los árboles, con la idea de que el excremento no caiga sobre sus autos de lujo: piden poner clavos de metal en las ramas.

Esta idea se volvió motivo de indignación en la red una vez que se hizo viral cuando Jennifer Garrett, residente de Bristol, compartiera una foto en Twitter.

Garret también le ha contado al periódico The Guardian que, técnicamente, los propietarios tienen el derecho legal de hacer esto, ya que el barrio se considera una zona privada.

Más información en https://ayojon.mx

Source: Ay Ojon

COMENTARIOS :D

COMENTARIOS :D

Loading...