X
News / Noticias

Ex subió videos porno de ella para vengarse: Cuando tener sexo tras la cámara se torna una sentencia

Whatsapp_Ecatepec

Una mujer oriunda de Inglaterra y cuya identidad ha sido reservada, recibió una llamada de telefónica por parte de una ex compañera, con quien no tenía contacto hace más de 20 años. Al cabo de unos segundos notó en el tono de su voz que se trataba de un tema serio que la involucraba.

A raíz de una fugaz intervención en sitios web de pornografía, su amiga de larga data había notado tres videos en los que aparecía ella, completamente desnuda, y teniendo sexo con un hombre. Se trataba de tres videos de una hora, 10 y 4 minutos respectivamente, en los cuales aparecía realizando actos sexuales explícitos. Tras cinco días en línea, éstos obtuvieron más de 5 mil reproducciones.

Evidentemente, éstos fueron publicados bajo la ausencia de su consentimiento, por lo que el único sospechoso correspondía a su ex, Luke Brinson, quien decidió revelar los videos filmados por él con el propósito de humillarla. Pese a que él también aparecía en los registros audiovisuales, su rostro no podía ser identificado, por lo que la mujer fue la única que resultó perjudicada.

Pese a que el daño a su imagen continúa siendo un hecho irreparable, la mujer decidió contactarse directamente con el sitio de pornografía. Al tratarse de algo que violaba directamente su derecho a la privacidad, los encargados de la página accedieron a eliminar los videos. 

En cuanto a Brinson, fue declarado culpable por parte de la justicia inglesa, la cual aseguró que la revelación de los videos sólo fue con “la intención de causar angustia”. Actualmente, el hombre, quien poseía antecedentes por los mismos delitos, se encuentra cumpliendo la pena de 21 meses de presidio efectivo. 

Autor desconocido, ayúdanos a encontrarlo
Autor desconocido, ayúdanos a encontrarlo

El porno como venganza en un territorio sin ley

Debido a la precipitada proliferación de las redes sociales en el mundo actual, el porno como una forma de venganza, popularmente conocido como Revenge porn, se ha multiplicado en los últimos años dejando cada vez más víctimas, las cuales en su mayoría corresponden a mujeres.

Bastan tan sólo un par de segundos para que un registro de estas características acumule millones de visualizaciones. Sin importar la procedencia del video, éste es capaz de llegar hasta los rincones más recónditos del mundo, incluso hasta a quienes no debería llegar.

A raíz de que cada vez más personas están utilizando este método para humillar a sus ex o actuales parejas, las leyes en cada país han sufrido modificaciones con el propósito de tipificar el hecho como un delito, ya que al tratarse de un territorio sin ley y de rápida difusión, el perjuicio de las víctimas es altísimo y frecuentemente irreparable. 

Actualmente sólo se necesita de un computador y una conexión a internet para publicar un video de ésta índole, desencadenando que cualquier excusa sea válida para humillar a alguien y convertir su vida en un infierno. Hay quienes a raíz de una filtración indebida, perdieron sus trabajos e incluso sus familias. 

De acuerdo al Centro de Investigación de Cyberbullying de Estados Unidos, el 90% de las víctimas del porno de venganza corresponden a mujeres, las cuales en un 93% declaran haber sufrido estrés emocional. 

Cyberbullying Research Center

“La pornovenganza casi me mata”

Chrissy Chambers

Este fue el caso de la youtuber estadounidense Chrissy Chambers, quien fue alertada por un seguidor que alguien había publicado videos de ella, en los que se le veía claramente manteniendo relaciones sexuales con un hombre. Se trató de una ex pareja, quien buscaba vengarse, luego de que ella se mostrara abiertamente como lesbiana.

Chrissy Chambers

“Sentí como si me golpearan con un bate de béisbol. Sentí que mi mundo se derrumbaba a mi alrededor”.

“Afectó mi vida en todas las formas imaginables. Tengo Trastorno de Estrés Postraumático, me volví alcohólica a los 23 años. Casi me muero. Tuve depresión, ansiedad, pánico nocturno. Afectó mi relación (con su novia)”.

Además de la filtración de fotografías y videos íntimas, su ex pareja publicó el nombre completo de Chambers junto a otra información de carácter personal, hecho que no sólo vulneró su imagen, sino que su privacidad.

Los sitios de pornografía son algunos de los que suscitan mayor interacción en internet, por lo que este tipo de delitos también permite que otras personas ahonden y continúen el chantaje inicial y exijan dinero a la víctima para borrar el video que previamente almacenaron. 

Hackology (Información publicada junto al porno de venganza: dirección de trabajo, dirección personal, número telefónico, correo electrónico, información de redes sociales, nombre completo).

Source: UPSOCL

To Top