Trump, contra los datos, protege su marca no a la democracia de EU

 · diciembre 2, 2020 3:59 am


Las elecciones presidenciales estadounidenses de 2020 han estado llenas de tensión y suspenso, pero el resultado final ya no está en duda: Joe Biden ganó por 306 votos electorales, frente a los 232 de Donald Trump, y se convertirá en el presidente 46 de Estados Unidos al mediodía del próximo 20 de enero.

Que Biden se llevara a casa 306 votos electorales es irónico, ya que ese fue el número exacto que ganó Trump en 2016 y que él mismo calificó como un “deslizamiento de tierra”, a pesar de perder el voto popular por 2.8 millones. Pero 2020 fue un asunto diferente: Trump no solo perdió el voto popular, esta vez por 6 millones, sino que también fue superado en estados de batalla como Michigan, Pensilvania y Wisconsin, que fueron clave para su victoria en 2016.

A pesar de la clara victoria de Biden, Trump se ha negado a ceder, afirmando repetidamente y sin evidencia que los demócratas participaron en un “fraude electoral masivo”.

google-news-Ecatepec

Los abogados de Trump, encabezados por el ex alcalde de Nueva York, Rudolph Giuliani, afirmaron que había una conspiración tramada por Venezuela, George Soros, China, “Antifa” y el Partido Demócrata.

El enfoque de Trump es ser una fuerza en la política y los medios. Hacerlo requiere disminuir la autoridad de la prensa y los políticos existentes, por lo que con el tiempo ha construido una narrativa alternativa, culpándolos de fraude y corrupción.

El objetivo es deslegitimar a su oponente, colocarse como víctima de las fuerzas del mal del “estado profundo” y las “noticias falsas”, y asumir el papel del héroe: que es fuerte y no débil, una inversión narrativa para proteger la marca Trump, y mantener a raya a sus seguidores. L

Te recomendamos  Odontólogos mexiquenses piden ser vacunados contra el Covid-19, para la segunda etapa

 

LEG

Te recomendamos