Categorías: Dinero

4 gastos que seguramente no tenías contemplados para la “nueva normalidad”

La nueva normalidad implicará algunos gastos que antes del coronavirus ni siquiera se tenían contemplados.

  • Personas y empresas deberán adaptarse a las nuevas medidas seguridad para continuar evitando la propagación del virus, aún con el regreso a las actividades.

“El regreso a la nueva normalidad será un proceso difícil no solo para los empresarios, que deberán adaptar sus negocios a las medidas extra de seguridad para proteger a sus empleados”, dijo el director de Coru.com

Con la llegada del coronavirus a México, las autoridades sanitarias implementaron la Jornada Nacional de Sana Distancia, la cual llegó a su fin este 1 de junio, y aunque en algunas ciudades como la capital aún no se levantan en su totalidad las restricciones, es cierto que muchas personas comenzarán a salir de sus casas.

El gobierno federal instruyó a la sociedad a realizar el regreso a la “nueva normalidad” de manera gradual y solo para ciertas actividades, las cuales se irán identificando de acuerdo con un semáforo de cuatro colores, el cual cambiará dependiendo del número de hospitalizados que se tenga en cada entidad.

ve esto: Nuevas normas para Metro y Metrobús en esta Nueva Normalidad

Es así que, aunque se pueda salir a las calles nuevamente, esto no implica que se supriman las medidas higiénicas de seguridad.

La Ciudad de México por ejemplo, permanecerá en semáforo rojo al menos hasta el 15 de junio, según prevé la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum.

El gasto de la “nueva normalidad”

Volver a las calles en el mundo postcoronavirus implicará algunos gastos que antes de la pandemia ni siquiera se contemplaban.

Sebastián Medrano, director de Coru.com, una plataforma de servicios financieros en línea, señala que esta «nueva normalidad» requerirá de ciertos gastos que tanto las personas como las empresas deberán tener en cuenta.

“El regreso a la nueva normalidad será un proceso difícil no solo para los empresarios, que deberán adaptar sus negocios a las medidas extra de seguridad para proteger a sus empleados; sino también implica un reto para que las personas mantengan un control presupuestal y eviten que la crisis económica familiar sea más grave de lo que ya se avizora”, compartió con Business Insider México.

Invertir en seguridad

De acuerdo con el Consejo Coordinador Empresarial (CCC) y la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), el gasto de volver a la nueva normalidad será variable de acuerdo con el giro de la empresa y el número de trabajadores que laboren, ya que invariablemente deberán invertir en medidas sanitizantes.

En este contexto, la plataforma de servicios financieros compartió con nuestros lectores 4 grandes gastos a contemplar en esta nueva normalidad.

Sanitizantes portátiles, mascarillas, caretas y cubrebocas (obligatorios)

A medida que aumente la movilidad de las personas en la calle se requiere que cada uno transporte su kit de sanitización o tenga su propio gel a base de alcohol, jabón portátil, además de caretas, mascarillas o cubrebocas obligatorios.

Recuerda que los contagios siguen vigentes. Contempla este nuevo gasto fijo, ya que más allá de una sanción administrativa para tu empresa en caso de omisión o de que no puedas acceder a algunos sitios sin protección, esto es una medida precautoria que puede evitar gastos mayores debido al contagio, tales como medicina, hospitalización o incluso daños mortales.

Por poner un estándar, el precio de cada mascarilla o cubrebocas va de 20 a 500 pesos en el caso de los reusables de corte industrial.

La careta de plástico cuesta de 40 a 200 pesos, y el gel puede conseguirse de 30 a 150 pesos según el tamaño.

Una buena alternativa para ahorrar es contemplar un equipo lavable y reusable.

Comida, empaques personales y portátiles de alimento y agua

No todos los restaurantes podrán abrir para consumo en local, ni a la misma capacidad. Por otro lado, muchas personas podrían optar por llevar su propio alimento para evitar riesgos y mayores gastos.

Considera cuál es el mecanismo más seguro y accesible que te garantiza tranquilidad y preferentemente te dé más rendimiento por una sola inversión.

Transporte y alimentación, idealmente seguros

Para ello, podrías tener que vincular tu tarjeta o cuenta bancaria a apps de transporte, comida y monederos electrónicos. A pesar de que algunas actividades vayan a restablecerse, lo ideal es mantener el mínimo contacto con focos de contagio que siguen siendo peligrosos.

Si debes volver a tu trabajo, considera el gasto de usar eventualmente algún taxi, Uber, Didi si el transporte público no te garantiza confianza aún. O bien, compartir los gastos de un coche con colegas o familiares.

Dado que los restaurantes no tienen fecha de apertura fija, te será de utilidad tener apps de envío de comida.

Para diversos pagos o gastos hormiga de emergencia (comida y agua), que hagas en tiendas de convenienci, evita tocar el efectivo, elige pago con tarjeta o mediante celular si activas métodos como Codi, cobro digital.

Invertir en un seguro

Los contagios están en aumento. Si por alguna razón de fuerza mayor debes volver a las actividades laborales y te encuentras bien de salud, es el momento ideal de contemplar la adquisición de un seguro de gastos médicos mayores, seguro de hospitalización o de vida.

Así, en caso de que lamentablemente ocurra un contagio después, tendrás una garantía personal de apoyo para cubrir gastos imprevistos que pueden afectar gravemente tu solvencia inmediata.

Un seguro de hospitalización puede ir desde 800 pesos hasta más de 30 mil pesos anual, en caso de pólizas de gastos médicos mayores.

CHECA ESTO:

Regreso a clases sera con cubre-bocas, nueva normalidad, y fecha incierta de vuelta