Quieres mantenerte informado via Telegram :)

Deseas recibir nuestras noticias totalmente gratis en tu Telegram, solamente da clic en el boton de abajo.

Si quiero recibir noticias!!
Categorías: Ciencia

Descubren radiactividad en la Antártida que podría durar cientos de miles de años

Los ejercicios fueron realizados en las décadas de 1950 y 1960 en el océano Pacífico.

La radiactividad en la Antártida todavia se esta descubriendo gracias a la lluvia nuclear unos 70 años después de que se probaran las bombas atómicas en el Pacífico, y los investigadores advierten que podría durar cientos de miles de años.

Durante el apogeo de la Guerra Fría, los Estados Unidos probaron su arsenal nuclear en el Pacífico. Entre 1946 y 1958, Estados Unidos arrojó un total de 67 bombas nucleares en islas y arrecifes del Pacífico Sur mientras intentaba flexionar sus músculos hacia la Unión Soviética. Pero las consecuencias de ello siguen en curso, y podrían ser para cientos de miles, si no millones, de años.

Una nueva investigación ha encontrado que todavía hay altos niveles de isótopos como el cloro 36 enterrado en la nieve de la Antártida.

El cloro 36 es un isótopo radioactivo natural, pero cuando se encuentra en abundancia, como con toda la radiactividad, puede ser cancerígeno.

El isótopo en este caso es un subproducto de las bombas nucleares lanzadas cuando el argón fue bombeado a la atmósfera que reaccionó con los rayos cósmicos para formar el cloro36.

VE ESTO: ¡Al tiro! Estos son los celulares más radiactivos y tú puedes tenerlos en casa

Durante las décadas siguientes, ha llegado a la Antártida, donde los investigadores han descubierto 10 veces los niveles normales de cloro36.

Mélanie Baroni, geocientífica del Centro Europeo de Investigación y Enseñanza en Geociencias y Medio Ambiente de Aix-en-Provence, Francia, y coautora del nuevo estudio, dijo: «No hay más cloro nuclear36 en la atmósfera global.

«Por eso debemos observar los niveles de cloro natural 36 en todas partes.»

La Sra. Baroni y sus colegas tomaron muestras del pozo de nieve de Vostok, una estación de investigación rusa en la Antártida Oriental.

El equipo comparó las muestras del mismo sitio desde 1998 y encontró que la propiedad radioactiva se está moviendo hacia la superficie – y no desaparecerá pronto.

El cloro 36 tiene una vida media de 300.000 años. Esto significa que durante ese período, los niveles de radiación se reducirán a la mitad. Después de otros 300.000 años, los niveles serán una cuarta parte de lo que son hoy en día.

Entrada Relacionada

Y la propiedad puede ser dañina.

La Sociedad de Física de la Salud dijo en un informe de 2001: «La principal preocupación sanitaria es el aumento de la probabilidad de inducción del cáncer.

«El cloro también es un gas muy tóxico, y las exposiciones agudas a altos niveles pueden causar problemas respiratorios y la muerte.

«Se ha demostrado que la ingestión crónica de cloro disminuye el peso de los órganos y el cuerpo de los animales, especialmente a altas dosis.»

Sin embargo, la investigación actual encontró que los niveles de radiación son lo suficientemente altos como para causar daño al medio ambiente o a la vida.

Una declaración leída: «La cantidad de radiactividad es demasiado pequeña para tener un efecto sobre el medio ambiente, pero los resultados son sorprendentes porque un isótopo radioactivo diferente producido por pruebas nucleares ya había vuelto a los niveles anteriores a la explosión en Vostok».

La investigación, publicada en el Journal of Geophysical Research: Atmósferas, afirma que los niveles de cloro encontrados en la nieve pueden ser útiles.

El cloro 36 se puede utilizar para datar el agua y el hielo. Analizándolo, los investigadores pueden determinar cómo ha cambiado el clima de la Tierra en las últimas décadas.

En la siguiente etapa de la investigación, el equipo perforará un núcleo de hielo de 1,5 millones de años de antigüedad.

La declaración continuó: «Determinar cómo se mueve el cloro nuclear producido por el hombre en zonas de baja acumulación de nieve durante el siglo pasado podría servir como un ejemplo microcósmico de cómo el cloro natural36 se ha acumulado en las mochilas de nieve durante los últimos 1 millón de años.

CHECA ESTO:

Descubren ciudad con más de 1.5 millones de habitantes en la Antártida

MGID

Entradas recientes

Gobernador de Querétaro confirma que dio positivo a COVID-19

El gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez Servién, confirmó que dio positivo a COVID-19. "Les informo… Leer más

8 horas hace

Habrá suspensión de actividades no esenciales por COVID-19

Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud, anunció la suspensión inmediata, desde este lunes 30 de marzo… Leer más

9 horas hace

México declara Emergencia Sanitaria por Coronavirus

El Gobierno de México decretó este lunes emergencia sanitaria por causa de fuerza mayor a… Leer más

9 horas hace

Pumas se reducirá sueldos por COVID-19

Los Pumas de la UNAM anunciaron este lunes que se les reducirán los sueldos a… Leer más

10 horas hace

Llega en barco ‘Comfort’ a Nueva York para brindar asistencia médica

Este lunes arribó al muelle de Manhattan el barco hospital de la Marina USNS Comfort… Leer más

11 horas hace

VÍDEO | Madre sin corazón, amarra y abandona a su hija de un año en una banca en Puebla

La presunta madre también dejó en la banca una cartulina con un mensaje y cuando… Leer más

11 horas hace