Iztapalapa es una de las alcaldías en la Ciudad de México que ha comenzado a ampliar el espacio en panteones y ha comenzado a cavar más fosas para evitar la acumulación de cuerpos, esto debido a la alta demanda de servicios fúnebres en la Ciudad de México.

Trabajadores de los cementerios de San Lorenzo Tezonco y San Nicolás Tolentino han comenzado las labores en un área de al menos 15 hectáreas para poder dar sepultura a las víctimas del coronavirus, reportó el portal La otra opinión.

De acuerdo con las autoridades de Iztapalapa, en el panteón de San Lorenzo Tezonco utilizan seis hectáreas para tumbas de personas que murieron por Covid-19 o casos sospechosos. Hasta el momento han excavado 35 fosas, pero necesitarán más en los próximos días.

En el San Nicolás Tolentino ocuparan cerca de 11 hectáreas, este camposanto ha servido de apoyo para otras demarcaciones cuyos panteones están saturados.

En estos predios se contempla dar cabida a las víctimas de la pandemia, así como apoyar a otras demarcaciones que ya no cuenten con espacios para los cuerpos.

Facebook Comments.